Loading...

[Recuerdos en algún futuro]

martes, febrero 10, 2004

CARPE DIEM

Hoy día me desperté desganado,,,el despertador --una graciosa emulación de un gallo- sonó a las 5:45am; abrí los ojos para ver la claridad que me regalaba la mañana pero, parece que no surtió mucho efecto... mi biorritmo debe estar oscilando.... se supone que hoy tenía que cumplir con mi rutina de los Martes y Jueves, salir en bicicleta en un spinning de verdad por la Panamericana pero dudé unos minutos y me volteé hacia la pared,,,, ¡ "Siempre en la pared" ! ... recordé esa hermosa canción de Luis Alberto Spinetta y allí me levanté con la necesidad de oir música pero , lejos de ponerla en el discman, elegí algo más City-Punch...que no es lo mismo que Citri-Punch.

Me puse a escuchar el CD "Xtasy" de Andy Timmons. Es un trabajo recopilatorio de los instrumentales de este buen guitarrista que estuvo por aqui, en Lima, en Octubre del 2002, vino para una clínica de guitarra eléctrica auspiciada por Ibanez. De los 13 temas, la mitad son excelentes melodías y la acotación es sin ánimo de desmerecer al resto, lo que sucede es que incursiona en otros géneros que no son de mi preferencia pero que muy bien sirven para demostrar su amplitud musical.

El primer tema lleva por título "Carpe Diem" , es 100% riff melódico aunque no usa mucho tapping y nada de trémolo pero, haciendo a un lado lo técnico, lo interesante aquí es subrayar el nombre que eligió... Este corresponde a un poema de Horacio,,, ya lo había leído hace un tiempo... me encantó y lo conservé....

Indudablemente la música es el compromiso de nuestra sensibilidad, pienso que esta nace y se transforma entre las dinámicas de los acordes y estrofas; que sus tiempos nos devuelven un pedacito de Historia ó, nos transportan un poco más allá del presente; que las melodías suelen convocar otras Musas para que nos entreguen su magia, humanamente difusa y que se nos aproxima tras el velo de cíclicas preguntas.... Allí, entre cada línea de una partitura subyace y se ejecuta, esa fuerza que ante nada se amilana, que nos eleva cual Victoria alada, (sic: Nike), ...y...yo... no sé cómo pero, para aquellas raras veces en que me siento extraño y perdido, como Nemo fuera del mar, siempre hay una música que me devuelve al viejo y renovado camino por andar....

Si más prolegómenos aquí va:

CARPE DIEM

No pretendas saber, pues no está permitido,
el fin que a ti y a mi, Leucónoe,
nos tienen asignados los dioses,
ni consultes los números Babilónicos.
Mejor será aceptar lo que venga,
ya sean muchos los inviernos que Júpiter
te conceda, o sea éste el último,
el que ahora hace que el mar Tirreno
rompa contra los opuestos escollos.
Sé prudente, filtra el vino
y adapta al breve espacio de tu vida
una esperanza larga.
Mientras hablamos, huye el tiempo envidioso.
Vive el día de hoy. Captúralo.
No te fíes del incierto mañana.