Loading...

[Recuerdos en algún futuro]

jueves, enero 08, 2004

Gracias Fresita !

Ayer regresé a casa decidido a registrar algunas apreciaciones de la lectura de "Aura" , libro de Carlos Fuentes pero al llegar, encontré algo que redefinió ese propósito; era una carta de Fresita. Sonreí; mientras tanto, sentía como mis ojos se dilataban por la alegría y como si algo me hubiese extraído del contínuo fluir del presente, busqué distancia en la silente comodidad de unas gradas próximas al jardín.

La Luna llena era mi cómplice y no pude dejar de observar, con ávida curiosidad, los caracteres árabes de la estampilla, un contrastable texto en inglés: "United Arab Emirates" y el matasellos de la ciudad de Abu Dhabi... todo en un sobre lila que, teniendo como fondo los colores difuminados de las flores y las paredes blanquecinas me transportaban a otro espacio..., despacio, mientras calculaba que habían transcurrido 19 días para que aquello estuviese entre mis manos..

Abrí delicadamente el sobre, era como un rito no ensayado, ví colores nítidamente reflejados, iluminando dulces rostros de caricaturas: Un venadito, the Snow-Man, Papa Noel y un Osito Teddy sonriente, enmarcados cuidadosamente de escarchadas estrellas; ellos me hablaron y comprendí el mensaje aún sin haberme sido revelado.. sentí la emoción profunda que precedió a la lectura de sus palabras y que se prolongaba, junto con mi mirada, mientras escudriñaba lo vasto del firmamento; ese Universo cósmico pleno de sensaciones... Gracias Fresita por este momento, por esa Paz y Felicidad inolvidables, por esos instantes donde no resulta extraño sentirte aquí, tan cerca, cuando estas tan lejos... allá, entre Omán y Arabia Saudita, a orillas del Golfo Pérsico, te imagino rodeada de las arenas del desierto, sosegada entre dátiles, oasis y palmeras. Para terminar, usaré apropósito, esa palabra de antiguas novelas: ¡ Maktub !

Que la paciencia de San Carlos te ilumine, un gran abrazo y muchas felicidades para ambos !!

PD: Oye Fresita, recordé que tenía por aquí un acróstico que inspiraste hace 4 años.. lo rescaté:

M anantial de abeterno y acrisolado ensueño
A divino en ti un olvidado y perdido aroma,
G ema delicada que en travieso y escondido empeño
A gita tímidamente sus alas de blanca paloma;
L legaré a verte, desde muy lejos, pálido, risueño,
Y feliz por aquella luz de paz que ya se asoma.