Loading...

[Recuerdos en algún futuro]

jueves, marzo 18, 2004

Acerca del éxito...

Gracias a Mily por enviarme esta reflexión... me quedé anotando las coincidencias de enfoque y decidí ponerlo aquí... es que de alguna forma esto es un lugar común...

El éxito no está en lo tangible. en lo que tienes ni en lo económico. Una persona no es de éxito porque le va bien en los negocios o le va bien profesionalmente o saca 10 en la escuela. Creo que eso es lo que menos vale. Lo que vale es tener los pies en la tierra, la familia - el concepto de familia-, los amigos.   Apreciar las cosas que tienen valor verdadero, no material, no físico necesariamente".   Pienso que a este concepto bien le puedo añadir una reflexión:   El éxito no tiene que ver con lo que mucha gente se imagina. No se debe a los títulos nobles y académicos que tienes, ni a la sangre heredada o la escuela donde estudiaste.   No se debe a las dimensiones de! tu casa o de cuantos carros quepan en tu garage.   No se trata de si eres jefe o subalterno; o si eres miembro prominente de clubes sociales.   No tiene que ver con el poder que ejerces o si eres un buen administrador o hablas bonito, si las luces te siguen cuando lo haces.   No es la tecnología que empleas. No se debe a la ropa que usas, ni a los grabado que mandas a bordar en tu ropa, o si después de tu nombre pones las siglas deslumbrantes que definen tu estatus social.   No se trata de si eres emprendedor, hablas varios idiomas, si eres atractivo, joven o viejo.   El éxito... Se debe a cuánta gente te sonríe, a cuánta gentes amas y cuántos admiran tu sinceridad y la sencillez de tu espíritu. Se trata de si te recuerdan cuando te vas, si tienes un lugar especial. Se refiere a cuanta gente ayudas, a cuanta evitas dañar y si guardas o no rencor en tu corazón.   Se trata de que en tus triunfos estén incluídos tus sueños.   De sí tus logros no hieren a tus semejantes.   Es acerca de tu inclusión con otros, no de tu control sobre los demás.   Es sobre si usaste tu cabeza tanto como tu corazón, si fuiste egoísta o generoso, si amaste a la naturaleza y a los niños y te preocupaste de los ancianos.   Es acerca de tu bondad, tu deseo de servir, tu capacidad de escuchar, tu valor sobre la conducta, tu honor e integridad. No es acerca de cuantos te siguen si no de cuantos realmente te aman.   No es acerca de transmitir, si no de cuantos haces feliz y si eres justo en cada acto.   Se trata del equilibrio de la justicia que conduce al bien tener y al bien estar.   Se trata de tu conciencia tranquila, tu dignidad invicta y tu deseo de ser más, no de tener más.   ESTO ES ÉXITO !!!      !


Hoy no tengo ganas de pensar ni escribir... creo que estoy más receptivo que creativo... esto es algo normal, no ? Debe ser que con la llegada de la neblina (la que está sobre la tierra) y la niebla (la que está sobre el mar) se anuncia la entrada del Otoño.... y si fuese por otra cosa.. que importa,,,? es así como me siento... en "bajada" para volver a subir... que rápido pasa todo... todo lo que no es importante... por allí Chío me mandó uno de sus acostumbrados e-mail's...una especie de parábola... me gustó el mensaje....aplica a tanta gente que conozco que se detiene ante el primer obstáculo... Cuántas dudas hay que acumular para atreverse a vivir de verdad ? en que momento es que se romperá esa represa que detiene con un muro de incertidumbre el discurrir de la realidad, de los sentimientos ?... nadie puede hablar por los demás...


Había una vez un matrimonio con un hijo de doce años y un burro.
Decidieron viajar, trabajar y conocer mundo. Así, se fueron los tres con su burro. 
Al pasar por el primer pueblo, la gente comentaba:
Mira ese chico mal educado!Él arriba del burro y los pobres padres, ya grandes, llevándolo de las riendas!". Entonces, la mujer le dijo a su esposo: "No permitamos que la gente hable mal del niño".
El esposo lo bajó y se subió él. 
Al llegar al segundo pueblo, la gente murmuraba: 
"Mira qué sinvergüenza ese tipo!Deja que la criatura y la pobre mujer tiren del burro, mientras él va muy cómodo encima!".
Entonces, tomaron la decisión de subirla a ella al burro mientras padre e hijo tiraban de las riendas. 
Al pasar por el tercer pueblo, la gente comentaba: 
"¡Pobre hombre! Después de trabajar todo el día, debe llevar a la mujer sobre el burro! Y pobre hijo ¡qué le espera con esa madre!".
Se pusieron de acuerdo y decidieron subir al burro los tres para comenzar nuevamente su peregrinaje. 
Al llegar al pueblo siguiente, escucharon que los pobladores decían: 
"¡Son unas bestias, más bestias que el burro que los lleva, van a partirle la columna!"
Por último, decidieron bajarse los tres y caminar junto al burro. 
Pero al pasar por el pueblo siguiente no podían creer lo que las voces decían sonrientes: "¡Miráa esos tres idiotas: caminan, cuando tienen un burro que podría llevarlos!" ...

Siempre te criticarán, hablarán mal de ti y será difícil que encuentres alguien a quien le conformen tus actitudes y decisiones que son sinónimo de libertad.

Entonces: vive como creas!, haz lo que te dicta el corazón. . . ¡lo que sientas! No temas dejar fluir tus emociones que esa es tu verdadera naturaleza, son dones con que naciste, no hay acto mas noble que vivir de acuerdo a tus buenos sentimientos.

Una vida es una obra de teatro que no permite ensayos... se consecuente con ella.

No hay comentarios.: