Loading...

[Recuerdos en algún futuro]

martes, marzo 09, 2004

Luna llena....

Ayer tenía claro que hoy iba a escribir mi "crítica" del libro "Los Años Perdidos de Jesús" pero....

Ayer por la noche, a las 10:42 me llegó un mensaje de texto por el celular...decía: "Noches como esta son las que me hacen desear tenerte a mi lado... " ... No pude contestarle porque mi teléfono no tenía saldo... la verdad que soy bien descuidado con mi servicio de telefonía móvil....humm.. honestamente me da igual porque desde un inicio me propuse que no iba a tener ese síndrome de dependencia con ese aparatito...

Hoy apenas llegué a la oficina la llamé a su casa para agradecerle esas halagadoras palabras pero no estaba asi que le mandé un e-mail.

Ese mensaje me hizo sonreir, lo aprecié porque me sorprendió... me había llamado el Viernes y entre otras cosas me dijo (¿?) que había estado -o estaba- con su nuevo "affair"... je... Ya no trato de entenderle nada...y ni me inmuté... la mayoría de mujeres se complican la vida solitas....

Lo que si hice fué salir de mi cuarto y volver a apreciar la noche... Ya lo había hecho un rato antes, entre las 8pm y 9pm porque estuve montando bibicleta con Kyara por los alrededores... es que cuando llegué de trabajar, ví la Luna llena mientras atravesaba el pantano y lo despejado de la noche ayudaba a quedarse adivinando cada detalle del satélite... ya en casa, me cambié y dije... " ¡¡ Chata ! , vamos a pasear en bici para ver las estrellas y la luna !!! y, ella, que con sus 7 añitos ya reconoce algunas estrellas y constelaciones, -le encantan como a mí- me dijo: "Ya !, Chucky ! " y salió disparada a coger su pequeña bicicleta....

Está en toda la edad de las exploraciones, de los pequeños retos que escapan a su rutinita diaria... cargó su linterna y nos dirigimos por la calle Costa Norte, paralela a la playa... ella iba delante jugando con el haz de luz, descubriendo las sombras entre las poligonales formas de las casas mientras yo respiraba la refrescante brisa que me daba en pleno rostro; era un alivio sentir esa fuerza surcando mi faz... la orientaba en dirección al mar para ver la blanca espuma que dejaban las olas y la resaca,, ver y oir las aguas retornar a su equilibrada calma.... tan antigua... tan deseada en mi imaginación y desvaríos de mi alma.. creo que en esos momentos eramos un sólo elemento fundidos bajo el blanco manto de la difusa luz lunar... pensaba que ese viento, ligeramente frío, ya nos anunciaba el fin del verano (recordé esa exquisita canción "Summer Breeze") ,, ¡ y qué rápido ha pasado la primera estación del 2004 ! ... ¿ Dónde estás, mujer ???

Nos detuvimos con Piolín y ensayamos el clásico ejercicio de observar nuestra constelación de Orión ... pero esta vez le propuse algo nuevo, encontremos el "Triangulo de Invierno": uno de sus vértices la conforma una de las estrellas de Orión , Betelgeuse; partiendo de ella y, proyectando una línea recta que atraviesa una de las estrellas del cinturón de Orión, llegamos al otro vértice, SIRIO, estrella de primera magnitud de allí es fácil ubicar la estrella que completa la terna, POCYÓN.

Extendimos el juego contando estrellas, observando 3 planetas a simple vista : Jupiter, Saturno y Venus...--hay un templo que creé para ella--...lo curioso fué observar en un mismo cuadrante visual a Saturno y la Luna llena...y , debajo, el obscuro plano de los pantanos, más allá, a media altura, los destellos lejanos de los postes de alumbrado público de los asentamientos humanos de Las Delicias y Las Flores, que increíblemente componían un bello e irónico cuadro de luces y de sombras...

Volví a casa... cuando salí de mi cuarto, --después de leer su mensaje de anoche--, fuí a mi jardín , a sentarme sobre las gradas con la Luna llena frente a mí, Saturno a su costado y Orión del otro lado... y olvidé esos momentos para soñar otros, evocar una sonrisa, sus ojos tiernos y el espacio dónde se cruzaban nuestras miradas, unas blancas manos, su aire y un tiempo que aún no pasa.... me expliqué que ese mensaje ella me lo mandó pensando que yo era Otro, el que sus sueños tratan de plasmar y que definitivamente no soy.... quizá porque, desde hace 2 años me reinventa entre sus dudas e incertidumbres, porque lo mejor de mí no le fué suficiente (?) y en su mundo de deseos soy como un fantasma que a veces toma forma.

Pero eso quedó allí, no hay problema porque yo también soñé que ella era Otra.